626 31 12 16

TELÉFONO VOLUMINOSOS
Horario: 9:00 – 14:00

Contenedor amarillo

¿Qué es el contenedor amarillo?

El contenedor amarillo es uno de los que más dudas genera. El contenedor amarillo lleva 25 años en funcionamiento en España.

A pesar de que ha habido una muy buena evolución, y cada año aumenta la cantidad de envases de plástico, briks y latas recicladas por habitante, un tercio de la población sigue sin saber con exactitud dónde va cada tipo de residuo. Por otro lado, aunque muchas veces pensemos lo contrario, en España el 80% de los hogares y ciudadanos reciclamos de manera activa que separamos nuestros residuos a diario.

Botellas de plástico

Latas de conserva y de bebidas

Tapas y tapones de plástico, metal y chapas
Bandejas de aluminio
Papel film y papel de aluminio

Aerosoles

Botes de desodorante

Bolsas de plástico (excepto las bolsas de basura)

Tarrinas y tapas de yogurt

Briks: de leche, zumos, sopas, etc

Bandejas de corcho blanco

Tubos de pasta de dientes

Cajas de madera de frutas y verduras

Cajas de madera de vinos y bebidas espirituosas

Envases de cerámica

Aunque podamos tener esto claro, existen una serie de productos que pueden acabar en el contenedor equivocado, lo que se conoce como residuos “impropios”.

Errores más comunes del contenedor amarillo

Es lógico pensar que todos los objetos que estén fabricados con plástico y que ya no nos son de utilidad, van al contenedor amarillo, pero no siempre es así. En el contenedor amarillo debe depositarse exclusivamente lo citado anteriormente.
No deben depositarse: juguetes de plástico (que deben ir al contenedor de restos, aunque pueden donarse a muchas organizaciones que se dedican a obras sociales), biberones y chupetes (que también van al contenedor de restos), utensilios de cocina y los cubos de plástico (estos últimos también deben ir al contenedor de restos).

Otros materiales con los que también podemos dudar, y que por tanto no deben depositarse en el contenedor amarillo, son los siguientes: vasos de papel de cafeterías, papel plastificado usado en carnicerías y pescaderías, tupperwares, botes tipo Pringles, cápsulas de aluminio de café, moldes de silicona para cocinar, termos, cajas de CD’s y DVD’s, carcasas de vídeos de VHS y cintas de casete, monederos y carteras, bolígrafos, sacapuntas, mecheros, materiales de plástico de cuadros o fotografías, envases de los medicamentos o neceseres.